Categoría: Secretos del mundo literario

¿Mapa mental para escribir mi libro? ¿Para qué?

Hace unas semanas os hablaba sobre algunos trucos para ser capaces de escribir, bueno, de terminar de escribir nuestro libro. Uno de ellos era hacernos un mapa mental de lo que queremos contar. Es algo que nos llevará un poco de tiempo, pero sin duda, luego nos ayudará a acabar nuestro proyecto.

Y bien, ¿eso de elaborar un mapa mental de tu futuro libro cómo se hace? Y sobre todo, ¿cómo te puede ayudar a llevar acabo tu proyecto?

Hacer un mapa mental de tu futuro libro no es más que organizar aquello que vas a escribir. Ello te facilitará las cosas sobre todo cuando te sientas atascado, pues siempre sabrás por dónde está la salida.

Existen numerosas maneras de hacer un mapa mental. Podemos plasmarlo desde en un pequeño papel trazando cuatro rayas y unos cuantos nombres a mano, hasta utilizar complejas herramientas que podemos encontrar en internet (muchas de ellas gratuitas). Basta con introducir en los criterios de búsqueda de google: mapa mental libro. Y te aparecerán múltiples aplicaciones.

La verdad es que no importa lo elaborado o simple que sea tu mapa. Sino lo que de verdad te interesa es lo claro que tú lo tengas. Cuantos más detalles pongas, más sencillo será continuar en los momentos difíciles o de falta de inspiración.

Independientemente del modelo de mapa que elijas, yo te aconsejo tener dos. Uno general, que englobe toda la historia. Y otros más pequeños. Por ejemplo de cada uno de los capítulos o escenas que vaya a tener tu libro. También es interesante, cuando termines de escribir, te prepares un mapa de lo que tienes planeado escribir al día siguiente. Si no tienes un buen día, seguro que te será de gran utilidad tener tu planing diario de escribir hecho.

Recuerdo que cuando me vino a la mente la idea de mi segundo libro “Ana te presta su espejo“, cogí una libreta que tenía a mano y tracé mi particular mapa mental (sin saber que lo estaba haciendo). En no más de 5 líneas redacté el argumento. Luego, en también no más de 5 líneas, describí de qué iría cada capítulo. Por último, describí a los personajes principales. Esto me fue de gran ayuda, pues como no escribí, por cuestiones de trabajo y de estudio, mi libro de forma continuada, cada vez que retomaba el libro sabía exactamente qué tenía que escribir. Y lo terminé. Lo que te quiero decir es que no importa que no utilices un programa profesional, o un mapa en concreto. Mientras tú entiendas el mapa y este contenga toda la información que necesites, te será de gran utilidad. Para mí lo fue.

La verdad es que sobre mapas mentales hay mucho de lo que se puede hablar. En este post te he dado a penas unas pinceladas. Pero en otros ampliaré más este tema, no te preocupes. Por lo tanto, si no te lo quieres perder, no te olvides de suscribirte a nuestro blog.

Y por cierto, ¿tú qué mapa mental utilizaste o estás utilizando para escribir tu libro?

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.

MARTA SENENT RAMOS

Botitas en los coles

Si eres maestro/a, trabajas en algún colegio de Castellón de la Plana o alrededores y estás buscando alguien que acuda a tu centro a hacer actividades para los niños sobre emociones. La maestra Maribel Beltrán y la psicóloga infantil Maribel López te presentan a Botitas.

 

 

A propósito del libro que han escrito juntas, “Vive las emociones con Botitas”, nos ofrecen cuentacuentos con actividades de gestión emocional muy divertidas y dinámicas. Estas actividades van dirigidas a niños de infantil y primero de primaria.

 

 

Pero… ¿por qué es importante enseñar la gestión emocional a los niños?

Las emociones son fundamentales para adaptarnos mejor al mundo que nos rodea. Y por tanto, son determinantes en nuestra salud. Aprender a identificarlas y diferenciarlas, comprenderlas y saber regularlas de forma más eficaz desde la primera infancia, ayudará a que los niños utilicen sus emociones para solucionar problemas cotidianos, se adapten mejor a los cambios, se relacionen con los demás de manera más sana, aumenten su resiliencia. Es decir, optimicen su bienestar.

La gestión, sobre todo, de las emociones primarias, ayudará a que los niños crezcan y aprendan a desenvolverse mejor ante ciertas situaciones. Como por ejemplo: la superación de miedos (lo que resulta preventivo para problemas futuros de ansiedad), regulación de la ira (algo que les ayuda a buscar soluciones a sus problemas), tolerancia a emociones de connotación negativa como la tristeza y por supuesto, la estimulación de emociones positivas como la alegría, para que aprendan a ver el mundo desde una perspectiva más optimista.

En definitiva, las emociones y su gestión resultan un tema importante a trabajar en las escuelas. Pues contribuye al crecimiento personal de los alumnos y a la mejora de las relaciones interpersonales. Por ello, las autoras del libro “Vive las emociones con Botitas”, te lo ponen fácil. Acuden a tu colegio con el objetivo de trabajar las emociones mediante cuentacuentos, juegos divertidos de gestión emocional y charlas dirigidas a maestros/as o familiares.

 

 

¿Quieres conocer a Botitas?

Es muy sencillo.

Contacta con ellas a través de su web www.vivelasemocionesconbotitas.com. También puedes llamar al 633454900.

 

¡Comenzamos el curso 2018-2019 a toda marcha!

Julio y agosto, verano, playa, vacaciones, fiestas del pueblo, familia, amistades… ¡Qué bien lo hemos pasado! ¿Verdad?

Nosotros hemos aprovechado para recargar al máximo las pilas. Y también para tenerlo todo listo para este curso tan apasionante que nos espera.

Tenemos ya varias publicaciones muy interesantes en el horno, que saldrán a lo largo de las próximas semanas. En nuestro calendario de eventos puedes ver todas las presentaciones y actividades que tenemos ya preparadas para los próximos meses. Como siempre, todos los lunes publicaremos una entrada en nuestro blog (no te olvides de suscribirte al mismo si no te quieres perder ni una), relacionada con el mundo de los libros. Te contaremos trucos para que vendas más ejemplares de tu libro, hablaremos de las normas gramaticales y ortográficas para ayudarte a escribir mejor, y te desvelaremos secretos de este mundo literario, a menudo tan desconocido como complejo.

Sí, se acabó el verano. Pero para ACEN es ahora cuando empieza la diversión.

¡EMPEZAMOS!

 

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.

MARTA SENENT RAMOS

¿ME CORRIGES O ME MODIFICAS?

Así es, corregir no es cambiar un texto por completo. Hay que preservar el espíritu del autor, transmitido en cada una de sus palabras.

Esto no es fácil. Si un «no profesional» coge un texto, ¿qué hará? Cambiar a lomo y deslomo. Que si esto no me gusta, que si quedaría mejor así o de aquella manera.

Eso no es corregir, es una opinión que puede, incluso, modificar el mensaje que el texto nos quiere transmitir.

Expongo mi propio ejemplo:

A los diecisiete años gané el 1º Premio Provincial de la ONCE de relatos cortos. La obra se titulaba El viejo Nono.

El cuento, de cinco páginas aproximadamente, lo escribí desde el corazón, utilizando las palabras como armas que destruyen prejuicios, creando imágenes, situaciones que hicieran enternecer al lector. Lo conseguí.

Era una partitura en la que las palabras se transformaban en melodía, dulce, triste, soñadora. Y, como tal, así debía quedar.

¿Qué pasa si en una partitura cambian una estrofa o algunas notas? –Perdonen mi ignorancia en temas musicales–. La melodía cambia también. Y lo que transmite, aún más. No es lo mismo un «do» que un «re», por ejemplo.

Pues en un texto ocurre lo mismo y hay que ser muy respetuoso con la construcción que ha hecho el autor. Porque las palabras son sus notas musicales, las frases son el verso y la obra al completo es su canción.

En mi caso, cuando el cuento El viejo Nono fue publicado en una revista local, lo cambiaron para reducirlo a la mitad y así pudiera caber entre las páginas cinco y seis. Fue una atrocidad. Desbarataron el verso, desmembraron la canción. Solo quedo en esencia los nombres de los personajes y los hechos. Todo lo demás se convirtió en una canción bakalao, de las que golpean los tímpanos y no te dejan pensar. Convirtieron una partitura dulce en un ruido infernal.

Yo era joven, inexperta, me enfadé, pero no actué.

Después crecí, seguí escribiendo y me hice correctora, de las que respetan el espíritu, de las que empatizan con el autor. De las que dan demasiadas explicaciones por las correcciones.

Pero es que sé lo que significa una obra para un autor, la ilusión de sus palabras y la esperanza de su mensaje.

Esto no se puede MODIFICAR. No se debe nunca cambiar la esencia del mensaje que arrastran las palabras, porque toda obra lo tiene y se merece el mayor de los respetos por parte de todos los profesionales que formamos el mundo editorial, por muy descabellado que nos parezca.

Elisa Campos Aguilar
Soy escritora, correctora y bloguera. Apasionada de la literatura y del cine. Amante de los animales y de la naturaleza. Viajera en sueños y forjadora de ilusiones.

ELISA CAMPOS AGUILAR

Las manías de los escritores y otras excentricidades

Cada escritor tiene su propio ritual a la hora de ponerse a escribir. Y como en el estudio o en el momento previo a introducir el pavo al horno cuando te toca ser el anfitrión de una cena importante, todas las personas que comienzan a hacer alguna actividad tienen sus propias costumbres, también llamadas manías.

Si tiramos de diccionario manía es el trastorno o la enfermedad mental que se caracteriza por una euforia exagerada, la presencia obsesiva de una idea fija y un estado anormal de agitación y delirio.

Que no cunda el pánico. Tú que me lees o tú que también escribes tenéis vuestras propias manías, llamémoslas acciones curiosas previas a tu desempeño.

Sin ir más lejos, antes de ponerme a escribir este artículo he llenado mi taza de agua y he añadido una infusión de canela, he encendido mi lamparilla del despacho, siempre al lado derecho y he encendido mi Spotify accediendo a mi playlist titulada música triste. Sí, siempre escribo con esta música porque creo que me inspira. El resto de la casa ha de estar en silencio y… poco más.

Con esto creo que mis acciones curiosas previas a mi desempeño (manías o trastornos) son bastante normales si comparamos con autores de la literatura universal.

Rousseau solía acudir al campo a escribir y siempre se ponía tapones. O el poeta Schiller siempre lo hacía remojando sus pies en un barreño de agua helada.

Honoré de Balzac ordenaba a su criada despertarle a media noche para comenzar a escribir siempre consumiendo ingentes cantidades de café, y Víctor Hugo se encerraba desnudo en una habitación a la hora de crear mientras sus criados custodiaban sus ropajes para así no poder salir de la habitación en cueros, opción idónea para obligarse a escribir durante horas.

Este autor no era el único que optaba por el desnudo. A Ernest Hemingway le gustaba escribir de pie, con la máquina de escribir a la altura del pecho y desnudo ya que así se sentía más libre. A Agatha Christie le encantaba escribir en la bañera mientras comía manzanas, y a Salinger también le gustaba teclear su máquina de escribir al aire libre como su madre lo trajo al mundo.

 

Aparte del café o las infusiones, otros autores famosos optaron por el alcohol. Lope de Vega, Quevedo, Dostoyievski o Marguerite Duras. Como curiosidad decir que Estados Unidos tiene siete premios Nobeles y cinco de ellos fueron alcohólicos.

Por otra parte si la gran mayoría de escritores aman la soledad para componer sus obras, Charles Dickens era el autor antagónico a esto. Él amaba el bullicio y creaba mejor cuando a su alrededor había movimiento de gentes.

Murakami se concentra hasta tal punto de entrar en una especie de hipnosis para escribir. Para ello sigue una rutina que le hace alcanzar este punto. Se levanta a las 4 de la mañana y trabaja seis horas. Después de comer corre 10 km. o nada 1.500 metros, lee, escucha música y se acuesta las 21.00. Todo un logro para alcanzar escribir sus maravillosas obras.

 

Lo dicho, todos, artistas o no, tenemos nuestras propias manías a la hora de hacer alguna actividad, unas pueden considerarse normales y otras más excéntricas. Y todas son necesarias para crear un entorno de seguridad para la propia persona. Ahora cabe hacernos otra pregunta mientras doy al play y suena  Yumeji’s Themey del compositor japonés Shigeru Umebayashi, doy un sorbo a mi infusión humeante y acerco la lamparilla al portátil: ¿A qué se considera normal y a qué excéntrico o raro?

 

Nos quedamos con la frase de A. Adler que ya bien decía: “Las únicas personas normales son las que no conoces muy bien”.

 

 

Naci un otoño del 82 mientras Isabel Allende lanzaba su primera novela y las hojas amarilleaban en Madrid.
Treinta y un años después se editó la mía: “Parecían sombras”. Desde entonces escribo todo lo que se me ocurre: poesía, más novelas, microrrelatos…
Mi cita favorita viene de otro escritor: “El que resiste, gana”.
Mientras tanto vivo y soy feliz.

ÁNGEL M. CASTILLO DE LAS PEÑAS

Autoedición

Seguramente te estarás preguntando ¿Qué hace una editorial tradicional hablando de autoedición? Y encima hablando bien. Sí, sí, no te voy a hablar mal de la autoedición. Pues creo que es una opción perfectamente válida para publicar tu libro. ¡Ojo! siempre y cuando seas plenamente consciente de que esta es la opción que quieres. Que no sea una editorial disfrazada de tradicional la que te venda una autoedición encubierta, que las hay.

ACEN, aunque pequeña, es una editorial tradicional. Esto quiere decir que recibe los manuscritos, los valora (esta parte es muy importante, pues es ACEN quien después apostará, arriesgará e invertirá su dinero y tiempo en ellos), edita, imprime, distribuye, difunde, cobra las regalías y le paga su 10% al autor/a. Todo muy bonito. Aunque hay un pero. ¿Habéis oído eso de quien paga manda? ¿A que sí? Pues eso sucede. La editorial, aunque en ACEN siempre intentamos pedir la opinión de nuestros autores/as, es la que toma las decisiones. Es decir, es la que planifica cuándo se empezará con la edición del libro, cuándo se imprimirá, cuántos ejemplares, dónde se distribuirán. También te dirá dónde y cuándo presentarás tu libro, en qué ferias… Tu libro para ella será una inversión, y hará lo que considere oportuno para recuperarla y obtener beneficios. Ya sé que suena poco romántico pero es así.

En los últimos meses, nos hemos percatado que bastantes autores/as nos reclamaban tener más libertad con su libro. SU LIBRO. Ese que con tanto cariño y esfuerzo han escrito. Pero claro, desde una editorial tradicional no se la podíamos dar. Y se nos ocurrió un idea, ¿Por qué no les ofrecemos la opción de la autopublicación? Una autopublicación de calidad, con trato personal y profesional. Basándonos en todo lo que hemos aprendido en ACEN a lo largo de todos estos años.

Es así cómo nació Mysletras. Una editorial de autoedición pero que lleva de la mano al autor/a durante todo el proceso de edición. E incluso lo sigue acompañando y asesorando una vez el libro está publicado.

Somos el mismo equipo que en ACEN Editorial. Esto quiere decir que aportamos a Mysletras todos nuestros conocimientos y experiencia. Y nuestros valores son los mismos: un trato muy personalizado, pero profesional. La diferencia entre ambas editoriales es la libertad que tiene el autor/a que se autopublica su libro. Sí vale, en Mysletras es el autor/a el que paga… Pero también se puede llevar entre un 70% y un 40% del P.V.P. de su libro. Mientras que en ACEN se llevará un 10%. Y si encima puede realizar todas las acciones que desee con su libro, mientras cuenta con nuestro asesoramiento e incluso nuestro apoyo logístico, pues tampoco está nada mal tener que adelantar un poco de dinerito para cumplir tu sueño (el cual si sigues nuestros consejos, no tardarás en recuperar).

Además tenemos varias opciones para que publiques tu libro. Entendemos que todos no tenemos la misma intención cuando queremos editar nuestro libro. A veces, sólo queremos imprimir unos pocos ejemplares de nuestra historia para que la lean los nuestros, o queremos que quede impecable nuestro trabajo, o queremos hacer una pequeña prueba de cómo quedaría nuestro libro y así poder detectar posibles errores. Tu pack sería Para los míos. Pero si tú lo que quieres es ya hacer una presentación, que tu libro esté en las librerías de tu ciudad. Tu pack sería Mi primera edición. Y por último, si lo que quieres es ir en serio, llegar lejos y que te vayamos asesorando y ayudando en la distribución y difusión una vez editado tu libro. Tu pack sería el Premium.

Estamos muy contentos de haber dado este paso y poder ofrecerte más posibilidades para que tu libro sea una realidad. Bien prefieras edición o autoedición estaremos encantados de ayudarte a que cumplir tu sueño sea muy fácil.

No dudes en escribirnos para más información:

Edición ACEN: info@aceneditorial.es

Autoedición Mysletras : info@mysletras.com

Muchas gracias por leer nuestro blog

 

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.

MARTA SENENT RAMOS

Lecturas recomendadas para este verano

Es tiempo de vacaciones, de descansar y de abordar esas lecturas que hace meses que tenemos pendientes, o incluso descubrir de nuevas.

Hemos preguntado a algunos de nuestros autores/as qué libros, a parte del suyo claro, nos recomiendan para este verano.

Veamos qué nos recomiendan pues:

 

Patricia Doménech (autora de “Soy un hombre maltratado“)

 

Recomiendo mi libro a todo aquel que quiera conocer una historia real sobre el maltrato físico y psicológico que recibe un hombre parte de su mujer. Este es mi pequeño granito de arena para la lucha anti violencia, si quieres contribuir esta es una buena oportunidad.

Lectura recomendada:
Las sirenas no saben nadar”, una historia surrealista sobre un lugar y unas gentes muy peculiares. Existen de verdad las sirenas? Debes leerlo para descubrirlo. Sentirás la necesidad de sumergirte en el mar.

 

Fabienne Tremblé (autora de “Personas verbales“)

 

Verano, sinónimo de relax, vacaciones y tiempo libre. Cuando el calor irrumpe en nuestras vidas sin pedir permiso, el frescor es nuestro mejor aliado.

También para la lectura, por eso te recomiendo que te lleves en la maleta este magnífico libro de relatos. Personas Verbales refrescará tus momentos de descanso. Historias vivas, emotivas, algunas desgarradoras, otras sencillamente inolvidables. Tu mejor compañero para este verano.

Lectura recomendada:

Con la lengua fuera“. Si Personas Verbales te ha emocionado, no puedes dejar de leer Con la lengua fuera. La terrible experiencia de Sol, basada en hechos reales, te mantendrá en vilo hasta el final. Una poderosa historia de superación y resistencia, tras una brutal relación con un PSI (Psicópata Socialmente Integrado).

 

 

César Jara (autor de “Esclavas de la noche“)

 

Recomiendo leer este verano mi novela a todas las personas que gusten de la novela policíaca, ambientada en nuestras ciudades y basada en hechos reales de la vida cotidiana que nos rodea. La obra está llena de valores humanos y de exaltación de principios referentes desde el punto de vista ético.

Espero que las peripecias del protagonista principal, el inspector Pepe Sanz, hagan las delicias de quienes la lean, mantengan la incertidumbre sobre el final de la investigación del crimen y sirvan para abrir debate sobre el drama de la prostitución forzada.

Si además, la persona lectora, tiene especial sensibilidad social, la novela le descubrirá con toda crudeza el tenebroso mundo de las mafias que trafican con mujeres africanas en la Comunitat Valenciana, basada en experiencias personales del autor como periodista de investigación.

Lectura recomendada:

Recomiendo novela “Qué fue de Penélope” de Rosabel Peñarroja por su singularidad, al mezclar estupendamente la posible historia del personaje de una canción de Serrat con anécdotas y cosas de la evolución en los tiempos de la ciudad de Castelló de la Plana.

Una novela sin duda para evocar emociones y nostalgias escrita por una profesora con mucha sensibilidad humana.

 

 

Rosabel Peñarroja (autora de “¿Qué fue de Penélope?“)

 

Recomiendo mi libro para este verano, pues se trata de una novela romántica, con algún claroscuro, pinceladas históricas, costumbres de Castellón, personajes entrañables. Desde la primera página, el lector desea saber quién era y qué fue de aquella misteriosa mujer que día tras día esperaba a su amante en la estación de Castellón.

Una historia fascinante que puede ser cierta o fruto de la imaginación de una octogenaria que presenta los primeros síntomas de demencia. Amena, de fácil lectura, ideal para leer en la playa o en la terraza, en cualquier parte. Apropiada para cualquier edad.

Lectura recomendada:

Recomiendo “Esclavas de la noche“, de Cesar Jara. Una novela que va más allá de una novela policial para convertirse en una crítica social.Una necesaria y justa denuncia a las mafias que trafican con mujeres, obligándolas a la prostitución. Una parte oscura de una realidad que muchos prefieren no ver. Ambientada en Valencia, la trama se desarrolla durante las fallas aunque hay algunos “flashbacks” que sirven para ayudar al lector a entender mejor los sucesos posteriores. Intriga y denuncia social, una buena combinación.

 

Carmen Andújar (autora de “La sonrisa de Notre Dame“)

 

“La sonrisa de Notre Dame” es un thriller donde nada es lo que parece. Y, ¿Por qué os lo recomiendo? Principalmente porque es una historia llena de misterio, y de sentimientos encontrados, amores y desamores que se dan la mano en la vida de los jóvenes que la protagonizan. Unos jóvenes con todo un futuro por delante. Un futuro que a veces no saben hacia dónde les lleva,  incluso alguno coge el camino equivocado y después ya es demasiado tarde para arrepentirse.

Por todo eso os recomiendo mi novela, os entretendrá y a la vez os hará pensar en el papel que juegan los jóvenes en esta sociedad. No os olvidéis, “La sonrisa de Notre Dame “. No levantaréis la cabeza hasta acabarla.

Lectura recomendada:

Os recomiendo el libro “No te fíes” de Carmen Lázaro.  Me ha parecido muy interesante porque la temática que Carmen nos sumerge es la de los trastornos psicológicos. Un tema tabú en una sociedad donde a todos se nos pide que seamos competitivos, que vayamos hacia la perfección y sobre todo que actuemos como es debido sin salirnos de la línea marcada por la misma. Carmen también nos recuerda que nadie está libre de sufrir esos trastornos. Ni siquiera los propios psiquiatras que los tratan.

 

 

Ángel Castillo (autor de “Las sirenas no saben nadar“)

 

Os recomiendo mi libro, una historia de verano, de sirenas y el mar. De hecho cada capítulo se desarrolla desde San Juan en junio, pasando por el Carmen en julio o sus Perseidas en San Lorenzo.
Qué mejor que leer un capítulo diario mientras disfrutas del mar…quizás encuentres sirenas. Una novela negra y social y como no, de un romanticismo especial.
¿Las sirenas no saben nadar? ¡Descúbrelo en tus vacaciones!

Lectura recomendada:

Recomiendo “El enmarcador” de Petra Dindinger. Una historia especial que descubrirás con sus personajes. Viajando entre el amor y viviendo la diversidad en un país bello en una época gris. Solo la belleza de la obra pondrá la luz. Te deslumbrará. Una luz bella como todo lo que escribe Petra.

 

 

Maribel López y Maribel Beltrán (autoras de “Vive las emociones con Botitas“)

 

“Vive las emociones con Botitas” está escrito por una maestra y una psicóloga infantil. Se trata de un libro para compartir divertidos y didácticos momentos con los más pequeños de la casa. Aprovechando que en verano tenemos más tiempo para compartir con ellos, Botitas nos enseña a gestionar las emociones a través de cuentos, juegos, pautas y además, nos enseña a amar la naturaleza. En definitiva, un material ideal para padres, maestros,  psicólogos y por supuesto, para regalar.

 

Lectura recomendada:

Fomentando la lectura en los niños, una gran elección sería “La Gallinera”, escrito por la maestra Empar Ripoll. Con dos meses de vacaciones por delante, los cuentos son grandes aliados para combatir el aburrimiento, y más si se hace con cuentos que ahondan en nuestras raíces. A través de preciosas ilustraciones, este cuento recuperado de la tradición de la provincia de Castellón, nos ofrece una curiosa versión autóctona del clásico “La Cenicienta”, mediante una lectura sencilla y atractiva en valenciano.

 

 

José A. Concha (autor de “La meteorología no es una ciencia exacta“)

 

Os recomiendo mi libro para este verano ya que es una refrescante recopilación de cuentos muy norteños que te trasladarán a un mundo céltico de verdes montañas, acantilados abruptos y bosques verdes.
El verano es ideal para darse una pausa y pararse a pensar.
Estos cuentos te desconectarán del móvil – ¿has visto uno roto en la portada?- y te darán qué pensar.
Leerlos es una aventura para el espíritu.

Lectura recomendada:

Arena en la garganta de Manuel Molina es un novela de recuerdos de una juventud que explica, a través de un trágico suceso, un presente donde la melancolía no está exenta de redención y perdón. Una prosa poderosa y un ritmo ágil que sin duda enganchará al lector.

 

 

Rafa Sastre (autor se “El ciego es el rey“)

 

¿Os gusta la cerveza?  ¿Os gustaría leer algo fresco y amargo, como una cerveza?  Pues en este libro podréis hacerlo. A veces, los perdedores no son tan sombríos, son capaces de arrancaros una sonrisa cuando menos lo esperáis; además, algunos de ellos encuentran, en este libro de cuentos y microrrelatos, una luz de esperanza al final del túnel de desgracias que atraviesan. Os aseguro que cada uno de estos cuentos os hará reflexionar sobre la sociedad en la que vivís.

 

Lectura recomendada

¿Por qué recomiendo «Un hombre de mano», de Salvador Bayona? Imaginad en 1975 a un diplomático francés, descendiente de una familia de rancio abolengo, que acompañado de un asesino, ha de llevar a cabo una misión secreta en Mauritania. La intriga está asegurada y lo que pasa entre esos hombres diez años después, eso sí que es inimaginable. Tenéis que leer esta novela. No os defraudará.

 

 

Adrián Rivas (autor de “Historias Violentas“)

 

Os recomiendo mi libro Historias Violentas para este verano, pues se adentra en el género negro desde un punto de vista muy yankee. Antihéroes protagonizando situaciones límite llenas de extensos diálogos cinéfilos. Relatos conectados sutilmente entre sí y planteados en un universo ficticio situado en la América del Norte más decadente. Gente sin escrúpulos desencadenando sus instintos más primarios pero, eso sí, con un tono muy irónico.

 

Lectura recomendada

Somos Río es una manera muy personal de ver el mundo a través de los ojos de su autora, Laura Uría. Laura nos abre su alma para, a través de su poesía, mostrarnos cómo siente y percibe el mundo que nos rodea, sus gentes, sus sentimientos…

 

Manuel Molina (autor de “Arena en la garganta“)

 

Si algo tiene Arena en la garganta es verano, sus paginas están repletas de la libertad que otorgaba unas vacaciones infantiles. Es una novela de calle y alberca, de nostalgia y  de senderos interminables a lomos de una vieja bicicleta. Volverás al pueblo donde creciste, a sus patios y a los sueños de un niño que ahora contempla los nuevos tiempos con la amargura del que no puede volver atrás.
Lectura recomendada
Recomendaría para este verano el libro de poesía “Dialogo para verdugos” de Antonio Arbeloa, un libro con una poesía que te embauca y te replantea el paso de los días, y como afrontar la vida.

 

José Albalat (Autor de “Impossible estima”)

 

Acostumats a la vida normal de les grans ciutats no s’aplega a comprendre la lluita diària las poblets xicotets en els temps passats. El treball ocupava tot el dia i si quedava una estona lliure les joves anaven a veure si podien aconseguir l’estima d’una jove. Com diu el títol un jove no va poder aconseguir-ho i va caure en un món que no va poder eixir.

Lectura recomendada
A los amantes de la poesía les aconsejaría “Diálogo para verdugos” de Antonio Arbeloa. Se hace un profundo estudio del diálogo apropiado para personas revelantes.

 

 

Elisa Campos (autora de “Código Ámbar“)

 

¿Quieres soñar, dejarte llevar, conocer otros mundos? Es posible a través de Código Ámbar. No vas a quedarte indiferente. Te hará vibrar, llorar de emoción, sonreír ante las adversidades. Verás que la fuerza está en cada uno de nosotros, que no tenemos límites y que el corazón mueve más que la razón.

Déjate llevar por una espiral de aventuras que te arrastrará sin remedio hacia la verdad.

Lectura recomendada

Recomiendo como lectura un libro de ACEN que he tenido la oportunidad de disfrutar, Ana te presta su espejo, de Marta Senent. Un libro realista que enseña la normalidad de las personas con diversidad funcional. Es un libro que consigue abrirte los ojos a la verdadera realidad de estas personas. Imprescindible su lectura.

 

 

Laura Uría (autora de “Somos río“)

 

Recomiendo adentrarte en el universo de LUA a través de SOMOS RÍO, porque con la poesía y la fotografía podrás, rápidamente, verte reflejado y reflejada en los hechos y acciones que aquí se hacen ver, sin concretizar demasiado en nada y esos principios y finales abiertos que tanto adoro. La libre interpretación es lo que al final te hace ser quien eres y SOMOS RÍO te acercará todavía más a tu concurrido y maravilloso mundo interior.

Lectura recomendada

Recomiendo HISTORIAS VIOLENTAS de Adrián Rivas Roldán, por ser una lectura rápida y ligera, perfecta para los tiempos rápidos que vivimos, pero sobre todo, por contener esa magia y misterio que atrapan al lector o lectora desde el primer relato.

 

 

José Ángel Gozalo (Autor de “Crónicas de los micromundos“)

 

Crónicas De Los Micro mundos, mi primer libro de microrrelatos,  es un recopilatorio de   algo más de cien relatos de varios géneros como son:  Terror, intriga, leyendas y ciencia ficción.

Éstas historias, al no guardar ninguna relación entre si, son ideales para leerlas cuando quieras, ya  que siempre que retomes tu lectura encontrarás algo diferente.

Te invito a que te adentres entre sus páginas. Al hacerlo,  te podrás en la piel de sus personajes. Vivirás aventuras, conocerás  que se esconde en la mente de un asesino y también en la de su víctima. Sabrás de personas  que viven atormentados por su pasado o por amor. Todo ello aderezado con antiguas y hermosas leyendas e historias no siempre con final feliz de lo que nos deparará a todos el mañana.

 

Lectura recomendada

El libro que recomiendo y que ha sido mi última lectura es El Enmarcador de la autora Petra Dindinger. Es una novela  ambientada  en la España de un  pasado reciente, en la cual, lo más importante  de la trama son   las personas que la vivieron, sus sentimientos ocultos y  la persecución de su anhelada felicidad que les es negada, pues viven el cuadro de su vida sin poder salirse del marco que la sociedad y su destino  les han impuesto.

 

 

Juan José Santana (autor de “Sed de vivir“)

 

“Este libro es como un avión. Te llevará a otros lugares, vivirás aventuras y peligros, sufrirás y te divertirás con sus personajes, y deberás dar lo mejor de ti para sobrevivir. Si quieres divertirte y disfrutas de la variedad, este es tu libro”
Lectura recomendada
Me gustaría recomendar “Ana te presta su espejo“, es un gran libro que me ha ayudado a comprender la situación por la que pasa mi hija. Inolvidable.
 

Agustín García (Autor de “La ternura de las bestias“)

 

En lo referente a “La ternura de las bestias”, me gustaría comunicaros que lo he presentado al prestigioso concurso de libros de relatos publicados “Setenil”, organizado por el Ayuntamiento de Molina de Segura y que, en septiembre, apareceré en el programa de la Cadena Ser dirigido por Chema Contreras: “El Rincón del Lector” para hablar de “mis queridas bestias”. Podéis aprovechar este verano para conocerlas.

Lectura recomendada

Libros de verano… Recomiendo para estos días de montaña o playa la lectura de una novela corta publicada en Editorial Acen: “Ojos en las sombras” de Sonia Roca Juncá. Una trama muy bien urdida, sin malabarismos innecesarios, que te adentra en el universo de la novela negra. De principio a fin sus personajes logran mantener el interés del lector, y eso ya es decir mucho de una primera novela.

 

 

Paloma Maese (Autora de “La persistente irrealidad“)

 

Hola a todos, quería recomendar dos libros para este verano, uno es el mío “la Persistente Irrealidad”, es un libro ameno, fácil de leer y con mucho sentido del humor, trata de un joven que ve cómo un día su juego de ordenador se vuelve realidad y ve que todo lo que pasa en su juego también pasa en su vida, ¿Te imaginas jugar sólo para salvar tu puesto de trabajo?, incongruente sí, pero muy entretenido y divertido.

Lectura recomendada

El libro “Vive las emociones con Botitas” pertenece a la autora Maribel López y trata sobre los niños y la mejor manera de educarles, es un libro entretenido con el que los niños también pueden aprender divirtiéndose este verano y a sus padres enseñarles a comprenderles mejor.

 

 

Salvador Bayona (autor de “Un hombre de mano“)

 

Algunos de vosotros podréis viajar este verano. Los más afortunados, tal vez descubriréis algo que no conocíais, posiblemente algún país exótico.
Para todos los demás es imprescindible, repito: imprescindible, contar con la novela Un hombre de mano(del que suscribe, Salvador Bayona), que os sumergirá en el viaje iniciático de un hombre que atraviesa Mauritania buscándose a sí mismo, sin saber que se está adentrando en las profundidades del mal: en su propia oscuridad.
Lectura recomendada
Y, cuando os lo acabéis, no podéis dejar de leer “El ciego es el rey“, un lúcido, sorprendente, a veces divertido y a veces dramático compendio de los mejores mircrorrelatos de Rafa Sastre. Un auténtico peta-zeta para vuestros cerebros.

 

 

María Ángeles Chavarría (autora de “Los bolsillos de mi abuelo“)

 

Recomiendo adentrarse en Los bolsillos de mi abuelo por ser una novela breve formada por vivencias con las que todos nos identificamos, puesto que la transmisión de valores y la sensibilidad no entienden de generaciones. Es una obra cercana donde se cuenta la relación de una niña y su abuelo, el aprendizaje transmitido y adquirido, el amor por lo pequeño y por lo sencillo, a través de objetos que se cuelan en los bolsillos.

 

Lectura recomendada

Propongo como lectura para este verano la novela de Petra Dindinger, El enmarcador, editada por Acen. Se trata de una novela corta trepidante, repleta de pasiones y encuentros azarosos que transforman por completo las convicciones y un modo de vida que parecía previamente establecido, aunque no siempre llenaba a los protagonistas de la historia.

En ella aparecen un joven, Andrés Balaguer, que continúa la tradición del negocio paterno dedicado a realizar enmarcaciones. Su timidez contrasta con la seguridad que le transmite la pintora Margarita Valls, cuya personalidad arrolladora le acaba cautivando. A la vez aparece otro personaje, Marcel, un francés coleccionista de arte, cuya relación que le provoca pasiones nuevas y arriesgadas en la época en la que ocurren los hechos.

Esta novela, que no dejará indiferentes a los lectores, recrea la sensibilidad de unos personajes con múltiples matices en un ambiente enriquecido por el arte y la belleza.

 

 

Román González (autor de “No es por ti (empo) es por mí (edo)“)

No es por ti (empo). Es por mí (edo) es una recopilación de 266 versos extraídos de poemas nunca escritos e ironías afiladas a golpe de teclado que, individualmente, cupieron en un tweet pero que han necesitado, en su conjunto, de un libro y un lector que complete su significado. Es un volumen camaleónico que se puede leer muy rápido con la cabeza en otra parte o muy lento y con la cabeza bien amueblada.

 

 Lectura recomendada

¿Por qué Ana te presta su espejo de Marta Senent? Porque con su autora empezó todo. ACEN Editorial es una realidad gracias a ella y a su obra. En una época en la que la autocompasión y el pesimismo están en alza, este pequeño milagro cubierto por páginas, con el que vas aprendiendo sobre ti mismo mientras aprendes de la diversidad funcional, se ha vuelto imprescindible.

 

 

Rogeli Pedró (autor de “Camí del llot“)

Si te interesa el tema de la marginación social, la historia de postguerra en el Pirineo Catalán primero y después en Barcelona, las consecuencias del enfrentamiento entre los dos bandos después de la guerra civil, el obrerismo durante la década de los años 1950-1960, el conflicto todavía latente sobre los niños robados y vendidos… éste es tu libro.

“Camí de llot” entrellaça històries de postguerra del camp amb la ciutat a través d’esdeveniments molt humans i propers. És la seva primera novel·la que no us deixarà indiferents per la seva singularitat.

 

Lectura recomendada

Les recomiendo el libro Las primaveras rotas de J.G.Delgado. Con él, viajareis con Daniel Aguilar, un pintor de éxito, de un rincón tranquilo de la Costa Brava a la frenética y ruidosa Barcelona, mientras deambula por un collage de vivencias y de recuerdos.

 

Marta Senent (autora de “Ana te presta su espejo“)

 

Bueno, y yo por último, después de haber leído todas las recomendaciones de nuestro autores/as, no puedo ser menos, y os recomiendo mi libro también como lectura para este verano: “Ana te presta su espejo”.

 

¿Cómo se ve el mundo desde los ojos de una mujer con discapacidad, bueno con diversidad funcional como Ana prefiere decirlo? Podría sonar a un libro melancólico, triste, pesimista… Nada más lejos. Ana (personaje inspirado en mí misma), te cuenta a través de su día a día cómo es su vida, desde que tiene 5 añitos hasta que va a ser mamá y… ¡Uys por poco te hago un spoiler! Mejor me callo y dejo que lo descubras. Es un libro muy sencillo, fácil de leer, divertido, pero sobre todo optimista y didáctico.

 

Lectura recomendada

Me vais a permitir que no me moje aquí. Porque como directora de ACEN Editorial me los he leído todos y no sabría cuál elegir. Por eso te digo que cualquiera de las recomendaciones que decidas leer este verano será una estupenda elección.


 

 

¡Feliz verano y felices lecturas!

 

Y ya sabes, si tienes un manuscrito y quieres publicarlo, no pierdas tu oportunidad.

En ACEN te ayudaremos y te acompañaremos en el camino.

Ya son más de 150 libros publicados, y también de sueños cumplidos en estos casi 8 años de ACEN.

Blog de escritor ¿Para qué?

Hace unas semanas Miguel Senent nos hablaba de la gran emoción que se experimenta al ver tu libro publicado. Tenerlo entre tus manos por primera vez, olerlo… y que luego tus amistades te lean. Para algunas personas que publican por primera vez, esto es exactamente lo que quieren cuando les publicamos su libro. De hecho, ACEN nació con ese objetivo, el de convertir en libro ese escrito que tenías en el cajón, y que tu círculo social lo pudiera leer, ir a la presentación, comprarlo en librerías… Pero con el tiempo, nos encontramos con que muchos de nuestros autores querían llegar a un público más extenso que el de su familia y amistades. Tanto una opción como la otra son igual de válidas. Y desde ACEN, te apoyamos en ambas.

Pero en un momento en el que las cosas están cambiando, y hasta las grandes editoriales están delegando la labor de difusión de los libros a sus autores/as (lo contábamos en este artículo), estos se preguntan: ¿qué puedo hacer yo para difundir mi obra? La verdad es que se pueden hacer muchas cosas (cuando más original sean mejor). Aunque en este post te voy a hablar de una de las más eficientes si de verdad quieres que tu libro llegue lejos, aunque no por ello sencilla, pues tendrás que dedicarle tiempo y energías (el que algo quiere, algo le cuesta). Se trata de hacerte un blog de escritor.

Mola la idea. Pero, ¿eso del blog para qué me va a servir? ¿Cómo se hace? ¿Qué pongo en él? ¿Cuánto tiempo le tengo que dedicar? No te aturrulles. Vayamos paso a paso.

En primer lugar, debes tener claro para qué te va a servir el blog y por qué debes hacerte con uno si quieres darte a conocer más allá de tu círculo de amistades/contactos. Las redes sociales están muy bien para hacerte ver. Pero es como estar caminando por la calle mientras vas saludando a todo el mundo sin pararte prácticamente a hablar con nadie. Pero si tienes un blog es como si pudieras invitar a tu casa a toda esa gente que saludas por la calle. Es tu casa, decorada a tu gusto, con tus cosas y puedes tomarte un café con tus invitados mientras charlas tranquilamente con ellos. Son tus normas, tus cosas, que puedes cambiar, eliminar o añadir, cuando y como quieras, sin que nadie te pueda echar.

Las redes sociales cambian muy rápido, y todo lo que escribas muy pronto se quedará atrás. En tu blog el ritmo lo marcas tú. Eso sí, cuida tu casa virtual, pues si los visitantes no están a gusto, se marcharán para no volver. No importa tanto la cantidad de gente (seguidores) que visite tu casa, como la cantidad de ellos que se queden (esos son los que acabarán comprando tus libros, a los que más tienes que cuidar).

Respecto a cómo hacer tu blog, si eres principiante, yo te recomendaría hacerlo con blogger. Es gratuito (eso sí, si vas en serio sí que te recomiendo comprar un dominio personalizado) e intuitivo. Con escasos conocimientos de informática podrás configurarlo sin problemas. Hay opciones, como WordPress.org, que son también interesantes, aunque requieren un poquito más de conocimientos informáticos.

Independientemente de la plataforma que elijas, lo más importante de tu blog será el contenido.

Existen miles y miles de blogs. Tienes que pensar en ofrecer contenido original y útil a tus visitantes para que se queden en tu casa, perdón tu blog, y que no pasen de largo y se marchen a otro. El “compra mi libro” gritando a los cuatro vientos no sirve.¿Tú te quedarías en un blog así? Probablemente no.

Por otro lado, tienes que especializarte en algún tema, por ejemplo novela romántica, y ofrecer contenido de utilidad y original (que no esté ya en otros blogs, o si está, aportar algo nuevo). No obstante, eso no quiere decir que no hables de tu libro, que no pongas un enlace de compra, que no compartas capítulos, experiencias, eventos… Claro que lo debes hacer (recuerda que vender tu libro es la finalidad de tu blog). Pero siempre de manera original, que no parezca que sólo quieres venderle un libro a todo aquel que entre en tu casa.

Respecto al tiempo que le has de dedicar, pues cuanto más mejor. Se supone que te gusta escribir, que es tu pasión, pues este es tu espacio para desarrollarla. Demuéstralo. No te debe costar escribir un post a la semana, por ejemplo, si de verdad te apasiona escribir. Si un día estás inspirado, y redactas un par, no los publiques seguidos, prográmalos, así ya tienes dos semanas listas (si decides colgar un post a la semana). Siempre es bueno tener algún post de más por si alguna semana no puedes escribir. Es decir, estructura y organiza la periodicidad de tus publicaciones e intenta mantenerla. También es muy importante responder a todos los comentarios que te hagan y visitar sus blogs para dejarles tú alguno a ellos, quizás podáis hacer colaboraciones en un futuro…

Pero sobre todo disfruta de tu blog, disfruta de lo que más te gusta: escribir. Piensa que los seguidores no vendrán por arte de magia en unos días o semanas. Para que te hagas una idea, un blog no suele arrancar hasta que lleva al menos un año funcionando. Por eso, al no ver frutos pronto, muchos se quedan por el camino y abandonan el blog. Así que si quieres darte a conocer como escritor/a a través de tu blog, ten presente que aunque puede ser muy efectivo, también le deberás dedicar tiempo y esfuerzo.

En el siguiente post sobre blogs hablaremos sobre qué contenidos pueden ser más interesantes para un blog de escritor. Por eso, si no te lo quieres perder, te recomiendo que te subscribas a nuestro blog.

Muchas gracias por leernos. Y ya sabes que estamos a tu disposición. Cualquier duda o sugerencia que tengas estaremos encantados de responderte.

 

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.

MARTA SENENT RAMOS

“T Kiero muxo :-)” . O cómo se declara el amor en los nuevos tiempos.

Sí, admitámoslo. Ya no se escriben cartas de amor. Al menos a la manera romántica de antaño.

Las cartas de amor más famosas de literatos pasaron a la historia en estos nuevos tiempos en los que la forma de comunicarnos a través de las nuevas tecnologías crece a pasos agigantados.
Y es que el amor ya apenas se demuestra como antes. Un folio en blanco, un bolígrafo o una pluma y su tintero en los casos más idealistas y un sobre. Esos eran los instrumentos que se necesitaban para declarar el amor al otro.

¿Podemos decir que en el siglo XXI el romanticismo pasó a la historia? Rotundamente no. Pero pocos, me atrevería a decir que casi nadie, escribe cartas como aquellas tan famosas como las de Oscar Wilde, Ernest Hemingway o James Joyce.

La literatura, podemos decir, también ha cambiado en la forma de expresar el sentimiento más profundo. Cierto es que seguirán (mientras nos dejen) existiendo novelas de amor, poemas y obras de teatro en las que Cupido aparece como telón de fondo, pero las cartas de amor… ¡Ay esas cartas de amor escritas de puño y letra! Esas, lamentablemente, pasaron a la historia.
En los nuevos tiempos de las redes sociales y la inmediatez, el amor se demuestra a través de otras vías. Que nos gusten más o nos gusten menos son las que tenemos. ¿Acaso hay menos sentimiento en un email enviado a tu pareja que comience con un “volverán las oscuras golondrinas…” a lo Becquer? ¿O acaso hay menos amor en un Whatssap que diga “T Kiero muxo” con algún emoticono en forma de corazón y cientos de besos?

La realidad es que sea a la vieja usanza o a través de los nuevos medios, el amor siempre ilusiona. Quizás tengamos que comenzar a pensar que un email también puede ser literatura porque en ellos habitan cientos de poemas, de sentimientos y de cartas como las que se escribían con el deseo de que el cartero no llegara demasiado tarde, pongamos un 14 de febrero.

Quizás, en un tiempo no muy lejano, aparezcan los emails de amor más famosos de algún escritor célebre, en los libros de texto. Y se estudien los Whatssap de amor que recibía el amante de alguna poetisa. Serán los poemas del futuro. Aunque, queridos lectores, siempre nos quedarán las cartas de amor guardadas en algún viejo baúl, esas que amarillean con el tiempo y huelen a lavanda. O lo que es lo mismo:

Siempre nos quedará París.

Naci un otoño del 82 mientras Isabel Allende lanzaba su primera novela y las hojas amarilleaban en Madrid.
Treinta y un años después se editó la mía: “Parecían sombras”. Desde entonces escribo todo lo que se me ocurre: poesía, más novelas, microrrelatos…
Mi cita favorita viene de otro escritor: “El que resiste, gana”.
Mientras tanto vivo y soy feliz.
ÁNGEL M. CASTILLO DE LAS PEÑAS

Microrrelatos. Y eso, ¿cómo se escribe?

El género de microrrelato o relato corto parece estar muy de moda. Pero… ¿Sabemos realmente lo que son y cómo escribir uno? En este post te voy a desvelar algunos truquillos básicos.

Primero hablemos de qué es:

Se trata de un texto breve, que puede ir desde una frase de unas cuantas palabras, a un texto de varias páginas. Lo que lo caracteriza es su brevedad. Éste puede ser desde una historia de ficción, o real, hasta algo poético. Es decir, no pertenece a ningún género en concreto.

Consejos para escribir un microrrelato:

  • Piensa en una algo sobre lo que escribir. Una idea, un hecho, un sentimiento… que luego quieras materializar en un microrrelato. Y reflexiona sobre él.
  • Sé conciso/a, ve al grano. Aquí no hay espacio para andarte por las ramas. Olvídate de descripciones o aportaciones innecesarias que no afecten directamente a lo quieres transmitir. El esquema nudo-desarrollo-desenlace, aquí generalmente no sirve, no hay espacio. Debes centrarte en aquello concreto que quieres contar.
  • Deja volar tu ingenio e imaginación. Sé original. Escribe algo que sorprenda a la persona que lo lea.
  • El final. Que sea un final que nadie se espere, que dé un giro a tu historia, que el lector/a se quede con ganas de más, que le dé pie a despertar su imaginación, que interactúe con tu escrito.
  • El título. No te olvides que éste forma parte de la historia. Utilízalo para completarla, para darle ese toque que le falta a tus breves líneas.
  • Es un texto corto, pero no por ello necesita que le dediquemos menos tiempo que a uno largo. Leerlo y reléelo cuantas veces haga falta. Trabaja en él, no hay espacio para errores. Cada palabra, signo de puntuación, cuentan.
  • Lleva una libretita o algo para apuntar siempre contigo. Nunca sabes cuándo te vendrá la inspiración. Apúntalo todo, como sea, luego ya lo perfeccionarás tranquilamente.
  • Y por último, como siempre aconsejamos en nuestros posts, lee. Lee muchísimos mirorrelatos, empápate de ellos, aprende, y diferénciate de ellos. Haz algo original.

 

Para terminar, os dejo el microrrelato más famoso en español:

“Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí.” De Augusto Monterroso.

Espero que este, también breve, post te ayude a crear un buen microrrelato.

Cualquier duda o aportación contacta conmigo y te contestaré encantada.

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.

MARTA SENENT RAMOS

¿HACEMOS UNA PAUSA?

¡Ay! Esas niñas bonitas, que se ponen y se quitan, que te confunden y te consuelan, que no te dejan respirar o te hacen caer en el sopor más absoluto. ¿De qué hablamos? De la coma, por supuesto, y del punto, el punto y coma y los dos puntos.

El PUNTO

Es la pausa más sencilla, pues nos marca el final de un enunciado. Esa marquita no plantea ningún problema, ¿verdad? ¿Quién no sabe dónde colocar ese punto final, o punto y aparte? Pero hay ciertas excepciones que hay que tener en cuenta.

NO se colocan puntos al final de:

Títulos y subtítulos Las sirenas no saben nadar, Ana te presta su espejo, Código Ámbar, Rosa de los vientos
Cabeceras de tablas, gráficos, cuadros Tabla 3. Migración en Europa (1980-1983)
Índices 7.1 Coordenadas en el entorno picture

7.2 Incluyendo objetos en el entorno picture

7.4 Cajas en el entorno picture.

Eslóganes publicitarios Piensa diferente, Simplemente hazlo
Pies de imagen descriptivos, siempre que funcionen como etiquetas Perro comiendo

Niño paseando

Direcciones electrónicas info@aceneditorial.es/ https://aceneditorial.es
Nombres que aparecen solos en una línea Saludos cordiales,

Elisa Campos

 

LA COMA

es más versátil porque puede se puede usar de forma optativa sin que altere el sentido de una frase. Solo da claridad al mensaje o aporta matices expresivos. Sin embargo, también tiene su uso obligatorio. En el próximo cuadro resumo sus usos más habituales.

 

Para separar un vocativo Pedro, ¿por qué no te callas?

Dime, Luisa.

Para separar una expresión interrogativa que pide la confirmación de lo dicho Esto es así, ¿verdad?
Para separar el lugar de la fecha (y el día de la semana del mes) en la

datación de documentos

 

Santiago de Chile, 15 de septiembre de 2015

Lunes, 25 de diciembre de 2014

Tras conectores discursivos O sea, no te lo diré jamás.
En las enumeraciones (cuando la enumeración es completa o exhaustiva, el último elemento va introducido por una conjunción [y, e, o, u, ni], delante de la cual no debe escribirse coma) Compra peras, plátanos y ciruelas.
Se escribe coma ante oraciones adversativas introducidas por pero, mas, aunque, para, sino No me gustan las pipas, pero me las voy a comer.

Estoy de servicio, aunque no lo parezca.

 

 Ante oraciones consecutivas introducidas por conque, así que, de manera que Tú me lo dijiste, así que ahora tienes que ir.
Para indicar que un complemento afecta a toda la oración Con respecto a aquella decisión, lo cierto es que nadie la discutió.

Mario canta, lamentablemente.

 

 

Esto solo es un breve ejemplo, porque el uso de la coma es extenso y diverso. Sí quiero dar algunas pautas sobre su uso.

¿Cuándo NO se debe utilizar?:
  • Después de las conjunciones copulativas y disyuntivas (y, e, ni, o, u) cuando enumeran elementos de una misma serie. Sin embargo, no hay que ser tan riguroso pues hay excepciones:
  • Se escribe coma delante de estas conjunciones cuando la secuencia que encabezan enlaza con todo el predicado anterior y no con el último de sus miembros coordinados:

Pagó el traje, el bolso y los zapatos, y salió de la tienda.

  • Cuando se enlazan miembros gramaticalmente equivalentes dentro de un mismo enunciado, si el último de ellos es semánticamente heterogéneo con respecto a los anteriores (es decir, no introduce un elemento perteneciente a la misma serie o enumeración), por indicar normalmente una conclusión o una consecuencia, se escribe coma delante de la conjunción: Pintaron las paredes de la habitación, cambiaron la disposición de los muebles, pusieron alfombras nuevas, y quedaron encantados con el resultado.
  • Cuando la conjunción y tiene valor adversativo (equivale a pero), puede ir precedida de coma: Ya se lo dije, y no me hizo caso.
  • MUY, muy importante: NO poner coma entre el SUJETO y el VERBO DE UNA ORACIÓN, tampoco entre el VERBO y el OBJETO.

Es muy habitual ver este tipo de incorrecciones en las obras, sobre todo en frases largas:

La joven que era tan bonita, dejó su bolso en el suelo.

Paco asumió con dignidad, la culpa.

La frase correcta sería:

La joven que era tan bonita dejó su bolso en el suelo.

Paco asumió, con dignidad, la culpa.

Cuando el sujeto es largo, suele hacerse una pausa oralmente, pero esto no se traduce en una pausa gramatical. Hay que respetar las reglas en este sentido.

Por ejemplo:

La rosa que has cortado esta mañana en el jardín, está marchita ya.

Cuando lo correcto sería:

La rosa que has cortado esta mañana en el jardín está marchita ya.

  • NO se pone coma detrás de pero cuando precede una oración interrogativa o exclamativa:

Pero ¿dónde tienes que ir?

 

El PUNTO Y COMA

delimita unidades del discurso menores que un enunciado. Expresa una separación entre dichas unidades mayor que la coma y menor que el punto. Su empleo es bastante subjetivo.

Se recomienda, de forma general, utilizarla en estos supuestos:

Para separar oraciones yuxtapuestas o coordinadas No tengo ni idea de dónde estamos; tampoco sé

cómo saldremos de aquí.

Tras conectores discursivos, cuando vinculan periodos que ya

contienen comas en su interior.

Estaba muy enferma, casi crítica; por eso, avisaron a su familia.

 

LOS DOS PUNTOS

De este signo hay que tener en cuenta:

  • Con carácter general, se escribe en minúscula tras él. Aunque tiene varias excepciones como su uso tras el saludo en cartas y documentos, cuando se introducen citas o palabras textuales en estilo directo, tras los verbos CERTIFICAR, EXPONER y SOLICITAR.
  • Debe evitarse el uso repetido de dos puntos dentro de un mismo enunciado.

 

Bueno, para acabar, debo indicar que el uso de estos elementos, sobre todo la coma, no es fácil. Aunque espero que estas directrices sirvan de guía y esclarezcan un poco más vuestros discursos narrativos.

Elisa Campos Aguilar
Soy escritora, correctora y bloguera. Apasionada de la literatura y del cine. Amante de los animales y de la naturaleza. Viajera en sueños y forjadora de ilusiones.

ELISA CAMPOS AGUILAR

El bloqueo del escritor/a

¿Te sientas ante el WORD y no sabes qué escribir?
¿Evitas abrir el PC?
¿El reto del folio en blanco es ya más que un reto, una tortura?
¿Empiezas a mirar a tu portátil con rencor?
¿No consigues enlazar más que unas cuantas frases sin demasiado convencimiento?
Admítelo. Estás bloqueado.
Por más que escritores como Seth Godin, con más de veinte libros en su haber, diga que el bloqueo del escritor no existe sino que es un legado cultural que antes de los años 40 no le ocurría a nadie, lo cierto es que en mayor o menor medida todos, en ocasiones, nos hemos sentido bloqueados.
No tengo la fórmula mágica pero voy a tratar de explicar qué es eso y cómo podemos hacer para desbloquearnos.
Una de las cosas que tenemos que tener clara es que en el proceso de escribir, por más que las mentes románticas digan que es un proceso creativo en realidad no lo es.
Partiendo de una idea o de un hilo argumental y unos personajes que sí puede ser creativo, la forma de unir palabras, de contar la historia, la comunicación entre quién escribe y quién lee es un proceso lógico. Por tanto hemos de tener las herramientas necesarias para defender esa idea desde las palabras, desde el uso racional que hagamos de ellas.
Por tanto cabe preguntarse si quizá no las tenemos, si se nos ha ido olvidando todo lo aprendido y si tenemos el vocabulario, la filosofía o psicología suficiente como para plasmar nuestra historia y sus personajes.
Darnos cuenta de ello, reconocer nuestras carencias y nuestros límites sería el primer paso para comenzar a desbloquear. No querer reconocer que quizá escribir sobre algunos temas para los que no estamos preparados se nos queda un poco grande haría que ese bloqueo persista.
La solución es simple: lee, estudia, documéntate, ¡trabaja!
Fórmate sin pensar en qué, sigue tu instinto; él te guiará hacia lo que de verdad te hace falta.
Como te decía, escribir, además de creatividad, necesita una lógica así que vamos a emplear la máxima; planeemos.
Haz estructuras mentales, mapas del libro que en tu cabeza tan solo es por el momento un batiburrillo de ideas dispares. Crea gráficos, esquemas, fichas de personajes con toda su biografía completa, niveles de protagonismo, historias paralelas, conceptos relacionados, etapas de acción.
Planea hasta el último movimiento y la progresión de la acción teniendo en cuenta el argumento principal que siempre será lo que de verdad quieres contar.
Por ejemplo la idea principal es un viaje por el espacio. A partir de ahí crea los esquemas; por un lado los datos científicos, por otro lado la acción de los personajes, por otro los lugares que visitan, las acciones a realizar, los problemas que les van a surgir, la forma en que los van a solucionar… así todo.
Puedes usar una pizarra, pos it, esquemas como los que hacías en el cole… todo vale para que las ideas principales queden bien claras y puedas ir desarrollándolas al escribir.
Esto vale cuando ya tienes la novela en tu mente pero… ¿y si ni siquiera sabes de qué escribir?
Esa necesidad de escribir, ¿verdad? Lo que disfrutabas escribiendo y ahora no te sale nada.
Si ni siquiera tienes una idea que plasmar y todo lo que se te ocurre no te convence, el problema está, en esta ocasión, en la creatividad
Ahí van unos cuantos trucos.
Primero que nada, cierra el portátil, deja de escribir y haz otra cosa. Olvídate de escribir durante una temporada, unos días o unas horas. Forzarse no sirve de nada.
Lee. Leer es vital. Consulta con los clásicos que son infalibles, con ese libro que tienes pendiente desde hace años, el que siempre has querido leer y no has leído. Vete a la biblioteca o a la librería y busca el libro que te han recomendado, ese tan raro que crees que no te va a gustar; seguro que ese libro tiene una lección para ti.
Es el momento ideal para ser escogido por el libro de tu vida.
Escucha música, vete a un museo, al teatro, a una exposición, a un ballet. La belleza es un imán para las musas, si no viene la nuestra quizá las otras ocho la atraigan poco a poco hasta nosotros. Para ser más realistas, yo personalmente creo que la belleza, el placer que nos proporciona una música, el lugar, el ambiente, el estado placentero y docto en el que se mueve el arte nos deja abierto todo ese caudal creativo que llevamos dentro, como si se pudiera canalizar en nosotros parte de esa creatividad y hermosura.
Escribe libremente sin pensar. Utiliza la escritura automática, la redacción libre, mira una foto y déjate llevar, ponte música y vuela, no pienses. Siente.
Ni se te ocurra pensar si eso que estás escribiendo de forma libre, como ejercicio creativo es bueno o no, si has de corregirlo o no, incluso escribe mal… tan solo escribe sin pensar.
Toma notas de lo que veas.
Ayer mismo iba en el tren y por un lado de la estación pasó un tipo corriendo, con una inmensa mochila en los hombros, un perro negro y feo a su lado y con camiseta ¡de tirantes! ¡EN DICIEMBRE! ¡En plena ola de frío!
¿Sabéis lo que pensé cuando lo vi? Aquí hay un libro.
Cualquier persona, cualquier momento o cualquier anécdota es susceptible de ser contada en un libro (yo ya he avisado a todos mis amigos y familiares), así que toma notas. Lleva un pequeño cuaderno contigo y no te cortes, cuando haya algo que te llame la atención apúntatelo, puedes sacar buenas ideas de casi todo lo que pasa a tu alrededor si sabes mirar con ojos de escritor.
Y sueña. Imagina. Sueña despierto, déjate llevar. Enamorarse tampoco estaría mal (la dopamina, serotonina y oxitocina funcionan de perlas).
Cuando menos te lo esperes volverás a escribir.
Lo mejor de escribir, como todo en esta vida, no es alcanzar el final ni llegar pronto a la meta, es vivir, aprender y divertirnos por el camino.

Nina Peña Pitarch
Nací en Castellón, en 1970. En 2016 publiqué mi primera novela “¿Cómo que a qué huelen las nubes?” un libro divertido y feminista sobre mujeres de hoy.
Desde entonces he publicado varias cosillas en Amazon y colaboro con diferentes medios.
Con “Rosa de los vientos”, mi segunda novela, me adentro en la intimidad de las escritoras noveles; en los miedos, sueños, esperanzas y en la superación constante que toda creación conlleva.
Con mi trabajo trato de afianzarme  dentro del panorama nacional junto a toda una nueva generación de escritores independientes que luchamos por ser leídos.

NINA PEÑA PITARCH

Cómo redactar la contraportada de tu libro

Ya has escrito tu libro, ya tienes editorial, ahora hay que ponerse a trabajar en la edición del libro. La editorial te pedirá que le envíes una breve biografía tuya, junto con una fotografía (para colocarlas ambas en una de las solapas de tu libro). También es posible que te pida que redactes un texto para la contraportada.

Y entonces, es cuando te empiezan a surgir las dudas ¿Qué cuento de mi biografía y qué no? Una foto, ¿qué clase de foto? ¿Y qué pongo en el texto de la contraportada? Son dudas de lo más normales si se trata de tu primer libro. En este artículo trataré de darte unas pautas básicas para que puedas tenerlo todo preparado cuando la editorial te lo pida.

La foto.

Como hemos dicho, es la foto que irá en una de las solapas de tu libro, normalmente en la parte superior (bajo ella irá tu biografía). Debe de ser una foto que diga algo de ti, y a poder ser, también algo del libro. No sirve ni la típica foto de carnet, ni una foto de cuerpo entero en medio de algún lugar cualquiera. Pues tú debes ser el protagonista de la foto, no el lugar ni la situación.

Te pongo como ejemplo de buenas fotos para la solapa: la fotografía que Francesc Bellmunt nos envió para su libro “Les ombres de la Valltorta” (Las sombras de la Valltorta). La Valltorta es el valle donde se desarrolla su novela. En la foto vemos a Francesc en primer plano y tras él el valle de la Valltorta, muy buena foto sin duda para la solapa de su libro.

Otra foto que nos encanta para poner en la solapa es la de Nina Peña abrazando su primer libro. No es un primer plano de la autora (que sería lo más común), pero transmite su amor por la literatura y por sus libros.

Otro ejemplo de buena foto sería el de Fabienne Tremblé en “Personas verbales”. Uuna foto optimista, fresca y que invita a querer leer lo que ha escrito esta autora.

 

Francesc Bellmunt-autor      Nina Peña     

 

 

La biografía.

Aquí no has de poner todo tu currículum, con todos tus títulos, cursos… ha de ser más breve y debe estar redactado (normalmente en 3ªpersona). Un ejemplo sería:

Fulanito/a de tal (19..) nacido en tal sitio. Cursó sus estudios en este sito en concreto y es titulado/a en tal cosa.
Hasta aquí tus datos de currículum, tampoco digas mucho más. A partir de ahora cuenta tu vinculación con el mundo literario:

Es autor de tal libro, o tiene publicado tal relato en tal libro.
Si no se tiene nada publicado, se puede decir:

Ávido lector, apasionado a la literatura/escritura desde que recuerda, o empezó a escribir cuando…
Y se puede terminar hablando del libro que se publica:

En este libro el autor/a ha querido apostar por otro género (si es que tienes otros libros), o el autor/a con este libro pretende que la persona que lo lea…
Existen muchas fórmulas para redactar este final. Pero ten en cuenta que hay muy poco espacio en la solapa (en la que además irá tu foto), cuando más te extiendas más pequeña tendrá que ser la letra y tu biografía será menos atractiva a la vista.

Texto de la contraportada.

Breve, por favor, no más de 10-15 líneas. Piensa, que cuando alguien ve un libro, tras llamarle la atención la portada, lo primero que lee es la contraportada. Es tu mayor oportunidad de conquistar a ese posible lector. ¿Y qué tiene que decir en este texto?

Pues debe contar lo que el lector va a encontrar en el libro pero sin decirlo, dejándole siempre con la miel en la boca, despertando su curiosidad. Una táctica fácil es formular una pregunta, por ejemplo: ¿Qué pasaría si un día te levantases por la mañana y no hubiese nadie más en la tierra? Le estás contando al posible lector el comienzo del libro, de qué va, pero sin desvelarle nada de la historia que vendrá después. Pero éste ya sabe que se debe tratar de un libro de ciencia ficción, y si le gusta este género, ya sabe por dónde irán los tiros. Puedes continuar hablando de la trama, si hay algún personaje especial, si se desarrolla en algún lugar o época, y cómo ello influirá en la historia. Pero no le cuentes la historia, eh!

Esto sería en caso de narrativa, claro está. Pero si se trata de otro género, la diferencia no es tanta. Si es un ensayo por ejemplo, deberás contar al posible lector de qué va éste e incitarle a que lo lea proponiéndole algunas cuestiones. En poesía lo mismo, ¿qué se va a encontrar el lector? poesía romántica, de desamor, de amor, de denuncia…, qué sentimientos has querido transmitir con este libro. E igual con relatos breves, ¿qué es lo que une estos relatos, qué le van a aportar al lector…?
La contraportada debe incitar a la lectura del libro. Es tu mejor publicidad una vez la persona tiene tu libro en tus manos. ¡Aprovéchala!

Estos son unos consejos básicos, pero lo mejor es observar los libros que tienes a mano, tomarlos de ejemplo, y coger lo que más te guste de cada uno de ellos.
Bueno, espero que te haya sido de utilidad este artículo.

Y si tienes cualquier duda al respecto, déjanos un comentario y te responderemos con la mayor brevedad posible. O si lo prefieres, mándanos un correo a: info@aceneditorial.es

Si no te quieres perder las próximas entradas, no olvides suscribirte a nuestro blog.

Marta Senent Ramos
Me podría definir como Editora, escritora, emprendedora o incluso como investigadora especializada en temas de género, arte y diversidad funcional. Pero creo que prefiero hacerlo como entusiasta de la vida y apasionada por el mundo de la literatura. Mi lema en la vida es como dice Albert Espinosa: Si crees en los sueños, ellos se crearán.
MARTA SENENT RAMOS

Cómo escribir diálogos y no parecer un robot de otro planeta

Una de las partes más complejas a la hora de escribir un relato es la utilización de diálogos. Muchos autores incluso intentan esquivarlos debido a su complejidad. Pero al miedo hay que enfrentarse con valentía y solo conseguiremos un diálogo que suene natural con la técnica del ensayo-error.

Porque sí, hay que equivocarse. A escribir se aprende escribiendo y leyendo, como el montar en bicicleta se aprende montando sin ruedines de atrás y cayéndose.
Uno de los principales puntos en la construcción de diálogos es la naturalidad. El autor debe despojarse de sus propios pensamientos, del qué pensará el lector si cree que yo pienso lo mismo de lo que dice este personaje.

Tenemos que poner por base que los personajes son variopintos y no tienen por qué comulgar con lo que el autor opina. Uno de los puntos principales para que el diálogo parezca natural y la historia real es no buscar palabras enrevesadas, muchas veces cuanto más simple más credibilidad daremos.

Pongamos este ejemplo, imaginemos que tenemos dos personajes que comienzan un discurso y el autor lo plasmara así:

—¡Córcholis! Qué difícil es escribir un diálogo natural —exhortó el escritor.
—Sí, es cierto —exclamó su ayudante.

 

Lo primero que vemos en el diálogo es la antinaturalidad. Pocas personas utilizan en el siglo XXI la expresión córcholis, al menos de forma habitual ¿Por qué no utilizar una palabra más natural aunque yo como autor sea muy educado? Tampoco decimos que nos pasemos y entremos en la vulgaridad total (siempre dependiendo del perfil del personaje, no es lo mismo un ladrón de baja alcurnia que podrá utilizar cientos de tacos que el ministro de un país que cuidará más su lenguaje). Quizás un “Joder” sería una opción más natural y creíble.
Igualmente en la utilización de verbos que introducen la explicación, no deberíamos abusar de expresiones rebuscadas siendo siempre mejor utilizar verbos como dijo, respondió, etc…Es decir, algo natural (siempre sin que caigamos en el error de repetirlos excesivamente) A veces no hace falta utilizarlos cuando la conversación es entre dos individuos, no es necesario explicar quién dice qué en cada frase.

Viendo esto el diálogo sería más natural de esta manera:

—¡Joder!¿Tan complicado es escribir un diálogo? Leyendo tus obras creí que sería más sencillo —dijo el escritor.
—A mí me costó muchas horas de escritura, pero aprenderás —respondió su ayudante.

Un buen truco para saber si el diálogo construido es antinatural o suena bien, es leerlo en voz alta; si algo te chirría, mejor romper la hoja y rehacerlo de nuevo.
Si tuviéramos que comentar los dos fallos que más se producen a la hora de construir diálogos deberíamos hablar de los siguientes:

• Cada personaje suelta su discurso convirtiendo el diálogo en un monólogo.
• A veces, el escritor se pierde y no sabe realmente quién está hablando cuando hay varios personajes interactuando.

Sobre los diálogos hay un mundo por delante, todo depende del personaje, de cómo piense, del entorno en que se mueva, de sus vivencias y de a quién se dirija. Además a través de los diálogos se pueden explicar muchas cosas: un lugar, un hecho, un dato histórico, lo que no se ve, lo que se intuye y lo que se quiere ocultar.
El único truco para construir diálogos que suenen a verdad es equivocándonos, solo así aprenderemos a escribirlos.

Estos pequeños consejos pueden ayudarte en la construcción de tus diálogos: escucha el habla de la calle. Evita el excesivo decoro y no ser pomposo. Establece un registro lingüístico, que cada personaje sea diferente y no sean clones. Al igual que en el mundo real cada uno habla de una manera distinta. No abusar del verbo decir pero tampoco utilizar verbos estrambóticos. Documéntate sobre el habla de la época, no habla igual Sancho Panza que Christian Grey de “50 Sombras…” Cuidado con los personajes monologuistas. A veces hay que utilizar silencios, ponte en el lugar del otro y sé consciente de que a veces te han preguntado algo y no has contestado, en la literatura es igual. No expliques, avanza. El oído es el único juez: lee en voz alta y si te convence es que lo has hecho bien.

Y recuerda, ante la duda, lee. Lee mucho y escribe mucho.

Naci un otoño del 82 mientras Isabel Allende lanzaba su primera novela y las hojas amarilleaban en Madrid.
Treinta y un años después se editó la mía: “Parecían sombras”. Desde entonces escribo todo lo que se me ocurre: poesía, más novelas, microrrelatos…
Mi cita favorita viene de otro escritor: “El que resiste, gana”.
Mientras tanto vivo y soy feliz.

ÁNGEL M. CASTILLO DE LAS PEÑAS

¿Conoces la última novela de Ángel Castillo? Pincha aquí